El camaleón común

 camaleón común

El camaleón común o Chamaeleo chamaeleon es una especie de reptil escamoso de la familia de los camaleónidos. En España está considerado en peligro de extinción.

Hábitat:

Es una especie arborícola que presenta tres tipos de hábitats:

-Retamares de retama blanca con o sin pinares de pino piñonero.

-Huertos y jardines de casas unifamiliares.

-Cultivos leñosos de secano.

Se distribuye  por África (zona septentrional), Asia (zona sudoccidental hasta las costas occidentales de india y Sri Lanka) y Europa (sur de Portugal, Sur de España, Islas Canarias, Sur de Grecia, Islas Espóradas, Creta, Malta y Sicilia).

Descripción:

El camaleón común es una especie típica en su género, del clima mediterráneo. Mide alrededor de 30 centímetros. El macho es mas pequeño que la hembra, y se distingue de éstas por sus espolones en las patas traseras.

Está adaptado a la vida arborícola. Cuenta con dedos oponibles y cola prensil (motivo por el cual la cola no puede desprenderse del cuerpo). Posee una lengua larga, pegajosa y retráctil con la que atrapa a sus presas a distancia. Sus ojos grandes y prominentes se pueden mover individualmente, dando al animal una visión estereoscópica. Para proteger los ojos éstos están protegidos por un rígido párpado con una pequeña abertura. En la parte trasera de la cabeza se encuentra una cresta semicircular, similar a la de otros camaleones y a la de los ceratopsios. Los camaleones pueden estrechar o ensanchar el cuerpo considerablemente.

En cuanto al color, es variable. Normalmente tiene el cuerpo marrón, pero en la estación de celo los machos adquieren una tonalidad verde, las hembras adquieren un color azul negruzco cuando ya están listas para la puesta, y también cambian por muchas otras razones: para expresar su estado de ánimo, para camuflarse, para recibir mayor o menor radiación solar, etc.

Causas por las que peligra su existencia:

El principal problema de esta especie es la destrucción de su hábitat o el cambio de su entorno, la acción de los animales domésticos, atropellos y el trafico ilegal o la caza.

Medidas de conservación:

Algunas de las medidas de conservación que se toman son:

-Las translocaciones de ejemplares que corrían peligro por el cambio de hábitat. Algunas veces, los animales que han sido decomisados en las aduanas o que han sido soltados en otros lugares, aparecen en zonas muy alejadas de su hábitat natural, posiblemente transportados por el hombre. Desde Madrid o Cataluña se suelen enviar los ejemplares encontrados a las provincias de Cádiz, Málaga o Huelva para que regresen a su hábitat.

-Algunos zoos también contribuyen a su conservación y recuperación.

-La Sociedad para la Conservación de los Vertebrados trabaja para diseñar barreras que eviten que los camaleones mueran atropellados en la carretera por los vehículos.

 

Anuncios

La foca monje

foca monje

La foca monje o Monachus monachus es una especie de mamífero pinnípedo de la familia de los fócidos, una de las más raras que existen. Se encuentra en grave peligro de extinción.

Hábitat:

Normalmente se encuentra en áreas costeras de difícil acceso y alejadas de la presencia humana.

A menudo se agrupa y busca refugio en las grutas marinas, cuyas entradas se encuentran bajo el agua. En el pasado, cuando sus poblaciones eran más numerosas, también ocupaba las playas de arena.

Antiguamente se distribuía, en nuestras aguas, por todo el litoral mediterráneo y canario. Las poblaciones españolas han ido desapareciendo, de modo que en este momento únicamente es posible localizar a un par de individuos en las Islas Chafarinas.

Hoy subsisten diversos ejemplares en Turquía, Grecia, Madeira y Mauritania. No forman colonias estables debido a la gran dispersión en la que se encuentran estas focas. En la península de Cabo Blanco (Sáhara OccidentalMauritania) subsiste la última gran colonia de focas monje, descubierta en 1945 por el naturalista español Morales Agacino. La colonia está cifrada en unos 200 ejemplares, de un total mundial estimado en unos 500 individuos.

Descripción:

La foca monje tiene el cuerpo robusto, la cabeza redondeada y las extremidades cortas y provistas de unas uñas de reducido tamaño. El macho mide unos 308 cm y pesa 340 kg; la hembra mide unos 290 cm y pesa 300 kg.

El pelaje es oscuro (de color gris o marrón) en las partes superiores y blanquecino en el vientre. La coloración suele variar en un mismo individuo con la edad. En general, los recién nacidos y los machos dominantes suelen ser prácticamente negros, aunque algo manchados de blanco por debajo

Causas por las que peligra su existencia:

La amenaza más importante para las poblaciones de foca monje está representada por la destrucción de su hábitat provocada por la urbanización del litoral y el desarrollo del turismo masivo.

Otras causa son la contaminación y la sobrepesca. Esta ultima reduce los recursos disponibles para la alimentación de las focas.

Medidas de conservación:

Se han realizado muchas reuniones internacionales dedicadas a la conservación de la foca monje, pero los avances han sido escasos.

La medida de conservación más efectiva es el establecimiento de reservas integrales en las colonias de reproducción en las que no se permite el acceso de personas para evitar molestias a las focas y se prohíbe la pesca para que dispongan de alimento.

El quebrantahuesos

quebrantahuesos-650x400

El quebrantahuesos o Gypaetus barbatus es un carroñero de enorme tamaño.

Hábitat:

Se encuentra distribuido entre los paralelos 30º y 50º del hemisferio norte.Vive en grandes sierras y montañas apartadas, zonas rocosas, donde encuentre una cornisa y cuevas para criar. Raramente abandona estos lugares.

Es una especie reducida en Europa. Ocupa las montañas más apartadas y escarpadas del sur del continente. En concreto vive en España, Córcega, Cerdeña, Sicilia, península Balcánica y Turquía. En España sobretodo se encuentra en los Pirineos occidentales, y cuenta con 20 parejas. En Cazorla solo se conocen 2 parejas nidificantes.

Descripción:

El quebrantahuesos  es una rapaz de formas esbeltas y estilizado que  parece un gigantesco halcón. Es inconfundible cuando vuela debido a sus largas alas y puntiagudas, y por su cola en forma de cuña. Los adultos presentan la cabeza de color blanco sucio. La espalda, alas y la cola son de gris pizarroso o negruzco,con algunas manchas alargadas y blancas sobre la espalda. El cuello y las partes inferiores son rojizas. El pico es fuerte y poderoso, aplastado lateralmente y con la mandíbula superior  en forma de gancho. El ojo es amarillo   y alrededor del ojo tiene  uno de los rasgos mas distintivos de esta ave, una mancha negra en forma de antifaz que contorna el ojo y se desliza hasta el pico. El quebrantahuesos tiene una lengua  rígida,especializada en sacar la médula de los huesos. Las garras son gris azuladas y tiene poca fuerza prensil. En condiciones normales el quebrantahuesos es muy silencioso. La envergadura del quebrantahuesos es de 234 centímetros -280 centímetros, su peso  esta comprendido entre los 4500 gramos – 7000 gramos.

Causas por las que peligra su existencia:

La principal causa de mortalidad en el quebrantahuesos está asociada al uso ilegal de cebos envenenados, comprometiendo gravemente el crecimiento de la población española y su proceso de colonización de nuevas áreas.

La segunda causa de mortalidad no natural en España son los incidentes relacionados con las líneas eléctricas localizadas en zonas de montaña, próximas a collados o laderas de mediana y alta altitud por ser lugares de paso frecuente. La muerte se produce por colisión o electrocución.

La caza ilegal es considerada uno de los factores que más influyeron en los procesos de extinción del quebrantahuesos a lo largo de su área de distribución.

La supervivencia del quebrantahuesos se ve igualmente amenazada por factores como la transformación y pérdida de hábitat debida a la construcción de grandes infraestructuras en áreas de montaña, las molestias directas producidas por la actividad humana en zonas sensibles como barrancos o grandes cortados rocosos y de manera muy especial por el abandono de las prácticas ganaderas tradicionales y los cambios de los métodos de explotación al ser menos frecuente la ganadería extensiva.

.Medidas de conservación:

Las medidas que se llevan a cabo son:

-Las actuaciones con diferentes entidades para establecer medidas de conservación de la biodiversidad.

-Las acciones con el fin de aplicar medidas correctoras frente a las actuaciones que puedan afectar a la población de quebrantahuesos en sus hábitats naturales.

-La colaboración con centros de investigación en el desarrollo de estudios encaminados al conocimiento de la especie.

-Los programas de desarrollo sostenible que generen una renta sostenible y calidad de vida en el territorio.

-Las campañas de comunicación pública y educación ambiental con el objetivo de conseguir cambios de actitud, comprensión de los problemas ambientales y análisis de sus posibles soluciones en colaboración con diferentes instituciones.

Como ejemplo práctico de estas medidas está la gestión moderna de las empresas eléctricas, que acorde con la legislación europea, estan permitiendo la aplicación de medidas correctoras que reducen el impacto sobre la fauna. Se considera esencial la colaboración de este sector para lograr con éxito la recuperación de especies tan amenazadas como el quebrantahuesos.

 

El águila imperial ibérica

1410131149_aguila_imperial

El águila imperial ibérica o Aquila adalberti es una especie de ave accipitriforme de la familia Accipitridae. Hasta no hace mucho se le consideraba una subespecie del águila imperial, pero los estudios de ADN de ambas aves demostraron que estaban lo suficientemente separadas como para constituir cada una una especie válida. El águila imperial ibérica es un ave muy amenazada, en 2011 se estimó una población de unas 300 parejas.

Hábitat:

Se encuentran en zonas de bosque esclerófilo mediterráneo de encinas y alcornoques donde el conejo es abundante.

La especie nidifica en tres medios: llanuras aluviales y dunas al nivel del mar en las Marismas del Guadalquivir, penillanuras y colonias suaves en el centro de España y pisos montanos del Sistema Central.

Las variables que más influyen en la elección de su hábitat están relacionadas con el grado de ocupación por parte de las personas, ya que prefieren nidificar en zonas abruptas, intransitables, alejadas de carreteras, caminos, pueblos y líneas eléctricas.

De manera más concreta, aunque a finales del siglo pasado su área abarcaba la mayor parte de España, así como el centro y sur de Portugal, actualmente se distribuye dentro de España en el cuadrante suroccidental, aunque también existen registros de nidificación esporádica en Salamanca, Málaga y Cádiz. También podría quedar alguna pareja en el macizo del Rif, en Marruecos, y en el norte del país.

Descripción:

El Águila imperial ibérica es un águila grande, de pico y garras robustas, de cola rectangular corta en relación a las alas amplias. Presenta un plumaje marrón oscuro negruzco, cuando es adulta, en el que destacan sus hombros blancos (coberteras alares y escapulares) y la cabeza y nuca ocre o amarillentas claras.
En vuelo destaca, además del color de los hombros, su cola rectangular con unas franjas oscuras en su extremo inferior. Tiene una envergadura de entre 180 y 220 cm y pesa entre 2,7 y 4,4 kg. Las hembras son un 10% mayor que los machos.

Causas por las que peligra su existencia:

Algunas de las amenazas contra la especie son la mortalidad directa por culpa del hombre (tendidos eléctricos, caza y veneno), las modificaciones de su hábitat, los pesticidas acumulados y la disminución de sus presas.

La alteración de su hábitat se ha producido principalmente en las penillanuras y colinas suaves. En la actualidad, la transformación en regadíos es la principal pérdida de hábitat.

Los compuestos contaminantes se han encontrado en gran cantidad en huevos infértiles que no existían en las muestras anteriores al empleo de pesticidas generalizado. Con lo que respecta a sus presas, la mixomatosis y la neumonía vírica hemorrágica han causado la disminución de su mayor fuente de alimento, los conejos, disminuyendo la productividad de la especie.

Medidas de conservación:

Hay un Plan Coordinado de Actuaciones para la Conservación del Águila Imperial (1987) en el que intervienen la Comunidad de Madrid, Castilla y León, y Castilla La Mancha, Extremadura, Andalucía, ICONA y CSIC.

Existen también medidas legales sobre la especie, protección del hábitat, modificaciones en tendidos eléctricos, investigaciones sobre biología, mortalidad y dispersión, censos y controles anuales, vigilancia y reparación de nidos, programas de alimentación suplementaria, cría en cautividad  y campañas de divulgación y sensibilización.

El lince Ibérico

Lince Ibérico

El lince Ibérico es un carnívoro de la familia de los Félidos .

Hábitat:

Se encuentra en el bosque y matorral mediterráneo, en zonas muy restringidas de la península ibérica. En España en muy pocas áreas bien conservadas y aisladas de la actividad humana, mientras que en Portugal parece que se ha extinguido. Este tipo de hábitat le proporciona refugio y pastos abiertos para cazar conejos, que suponen el 90% de su dieta.

Descripción:

Está caracterizado por tener un aspecto parecido al de un gato, pero de mayor tamaño, con las patas más largas, zarpas grandes y fuertes, y orejas terminadas en un pincel de pelos de más de 2 cm de longitud.

Causas por las que peligra su existencia:

Se debe a la actividad del hombre, ya que por ella las poblaciones de linces se encuentran dispersas y con sus territorios fraccionados. También a la persecución y caza de su especie y de los conejos, base de su alimentación. Hay que añadir un nuevo problema: La tuberculosis, que afecta a las presas de las que se alimenta en lince.

Medidas de conservación:

La prioridad más grande tiene que ser la preservación de su hábitat y proteger la población de conejos que le sirven de alimento. También sería conveniente que se implementase un programa acelerado de reproducción en cautiverio.
El último gran felino de Europa, el lince ibérico, podría desaparecer si no se toman medidas de conservación del medioambiente. La Unión de Conservación Mundial sostiene que queda poco tiempo para poder salvar al lince de la extinción.